Ante la inminente presentación del proyecto de reforma del sistema de pensiones por parte del Gobierno,

PREVENIMOS:

•    Que los trabajadores salvadoreños podrían perder el dinero que han ahorrado para su retiro, si el fondo de pensiones pasa a ser administrado por el Estado, como pretende el actual gobierno.

•    Que el gobierno intenta confiscar buena parte de los ahorros de pensiones para cubrir los gastos causados por la ineficiencia, el derroche y la corrupción en las instituciones públicas.

ALERTAMOS:

•    A los trabajadores, que son ellos los legítimos propietarios del dinero ahorrado en las AFP, por lo que son los únicos que pueden decidir sobre dichos fondos, producto de su esfuerzo de toda una vida laboral.

•    Solo basta ver la manera deficiente cómo el Estado ha administrado el INPEP y el IPSFA para temer que suceda lo mismo al Fondo de Pensiones bajo un esquema mixto o enteramente público.

DEMANDAMOS:

•    Al gobierno de la República y diputados de la Asamblea Legislativa, no imponer cambios en el sistema de pensiones que atenten contra la propiedad de los ahorros y su rentabilidad.

•    Que cualquier intento de reforma no debe aprobarse sin ser sometido a una profunda discusión técnica, en la que participen principalmente los trabajadores y sus empleadores.

ADVERTIMOS:

•    Que la ciudadanía debe estar atenta, y organizarse para hacer oír su voz, a fin de defender la propiedad de sus ahorros y garantizarse un retiro digno.

•    Que esta gremial empresarial seguirá vigilante y no descansará en su esfuerzo por evitar cualquier intento de reforma que pretenda confiscar los ahorros de toda una vida de los salvadoreños.
Los ahorros de pensiones de los trabajadores deben ser respetados y defendidos.

San Salvador, 16 de enero de 2016.