Los presidentes de las gremiales entregaron al Ministerio de Defensa 1 500 colchonetas y 1 500 mil frazadas para los elementos de la FAES que estarán custodiando los centros penitenciarios.

Al menos 1 500 efectivos militares han sido preparados en el conocimiento de las leyes penitenciarias para los controles que asumirán a efecto de no caer en trampas o provocaciones por parte de los reos que, a su juicio, no faltarán para intentar desacreditarlos.

El ministro de la Defensa Nacional, David Munguía Payés, confirmó que habrá en cada centro penitenciario entre 200 y 250 efectivos militares dando seguridad, de acuerdo con lo establecido en el Decreto Legislativo 371; en la periferia de las cárceles y en zonas de garitones o torres de vigilancia.

La principal misión que se ha trazado el Ejército es colaborar a que se evite la emisión de ordenes criminales desde el interior de las cárceles, una medida que fue propuesta por la Cámara de Comercio en Industria y que es avalada por el sector empresarial representado por la ANEP.

Compartir