La semana anterior, cuando se supo que el inconsulto proyecto de aumento de impuestos tenía un dictamen favorable por parte de la Comisión de Asuntos Municipales del Congreso y que podía ser votado por el Pleno Legislativo sin antes escuchar la opinión del sector privado, la gremial inició un proceso de acercamiento con los legisladores en el marco del cual se realizó ayer una reunión entre diputados y miembros de la Cámara, entre quienes estaban el presidente en funciones de la gremial, Lic. Luis Cardenal; el director ejecutivo, Lic. Federico Hernández, el presidente en funciones de la filial Santa Ana, Salvador Tobar, y el alcalde de Santa Ana, Gilberto González Delgado.

La reunión permitió revisar el proyecto de Ley de impuesto a la Actividad Económica de Santa Ana, la cual establece que las empresas del municipio pagarán un valor de impuestos sobre los activos de hasta un 80% en los rubros de Servicio y Comercio y más del 120% en el sector Industria.

El Presidente de la Cámara, dijo que el Decreto tendría un impacto negativo en la ya deteriorada actividad económica del municipio, provocando el encarecimiento de los bienes y servicios.

Al final, los legisladores acordaron fijar un plazo de 21 días para que la Cámara de Comercio y la municipalidad de Santa Ana puedan establecer una comisión interinstitucional, a fin de revisar y encontrar un acuerdo en cuanto a los impuestos que establece la ley, para que este acuerdo sea presentado a la comisión para su aprobación.

Compartir